No me gustan las estampas

 La dificultad que encuentro en las fotografías que quiero y me gusta hacer, es mas moral que de técnica. Antes hacía retratos a todo, estaba en mi derecho de calle. Pero en este momento he antepuesto la historia a la instantánea. Son personas.

 

 "El Canijo", este hombre de blanco. Era alguien que no paraba, iba de puesto en puesto por ese mercadillo, todos le conocían. Le pregunté, sin más me dejó recoger la escena. Sentado como si nada, con su cigarro como siempre. El contraste de su ropa blanca sobre los tonos grises de la calle Feria, me parecieron dignos de un blanco y negro cuadrado, a forma de los formatos seis por seis de siempre. En realidad todas las tomas las hice pensando así. Lo que me gusta de esta fotografía, no es en sí la imagen, encuadre o técnica: es la simplicidad del momento, un pequeño gesto robado que puedo compartir.

 

 En realidad todo esto viene por la inquietud de ir mas allá, no quedarme en la simple postal (estampa) de siempre, aunque siempre distinta claro. El poder de las personas en momentos perecederos de comunicar algo, me parece sofisticado. Detalles que de otro modo desaparecen. Pero empeñados en las piedras, dejamos de ver tanta y variada gente, que en algún momento pertenecen y forman parte de la historia corriente de ese lugar.

 

 El Sol y la Luna están siempre, la Giralda no se mueve y la Torre del Oro no se va a caer al río. Así que por favor, circulen y dejen las aceras libres. Apaguen los móviles y contemplen, escuchen y hablen, y si de verdad merece la pena, compártanlo.

Escribir comentario

Comentarios: 0

Aníbal González Pinto / info@anibalfotografo.com /+34 649215985